Organización de los recursos internos

  • Seguimiento de la actividad a través del proceso de intervención: peritaje técnico, operaciones realizadas, movimientos de artículos, duración de la intervención, etc.
  • Medición del tiempo transcurrido más allá de las intervenciones: desplazamientos, formación, limpieza, etc.
  • Planificación gráfica de los recursos y materiales: asignación de intervenciones mediante una cesta, desplazamiento y permuta de los recursos o medios materiales por «arrastrar y soltar», personalización según el contexto sectorial: tratamiento de los calendarios de disponibilidad y las habilitaciones.
  • Interoperabilidad de la planificación con las aplicaciones de gestión de recursos humanos.

Gestión de subcontrataciones

  • Gestión de todo tipo de solicitaciones: compra de prestaciones puntuales, suscripción de contratos de servicios (telefonía, control de acceso, ascensores, espacios verdes, equipamientos biomédicos, etc.), negociación de contratos a tarifas predefinidas.
  • Medición objetiva del rendimiento y la rentabilidad de sus subcontrataciones.
  • Portal de acceso personalizado y menú adaptado según las misiones de cada prestatario.